Los rumores que aseguran que el vino tinto ayuda a adelgazar son una verdad ineludible. Una investigación ha arrojado mayor información sobre ello. De hecho, en este estudio se asegura que equivale a ir al gimnasio durante una hora.

Un estudio experimental sobre el vino

En Canadá, en la Universidad de Alberta, se determinó que el resveratrol tiene muchos efectos benéficos para la salud. La investigación ha revelado que el resveratrol presente en esta bebida alcohólica mejora la condición física. Este estudio experimental fue realizado en ratas.

Jason Dyck, quien figura como líder de esta investigación, asegura que es ideal para quienes no PUEDEN hacer ejercicio. Por ejemplo, aquellos que por alguna discapacidad no puedan efectuar una rutina de ejercicios diaria.

Este compuesto presente en el vino efectúa un cambio en el organismo que simula lo que sería el ejercicio físico. Ahora bien, este no es el único beneficio que se deriva de la toma de esta bebida.

Beneficios del vino para la salud

Los estudios experimentales han documentado cómo beneficia tomar una copa de vino a diario. Por mencionar algunos, quienes toman vino pueden tener menor riesgo de sufrir de cáncer.

Además, la salud cardiovascular se beneficia de la ingesta de esta bebida espirituosa. Todos estos beneficios son debidos a los cuantiosos antioxidantes que posee el vino. Estos no solo elimina los radicales libres, sino que regulan algunas funciones del organismo, por ejemplo la glucosa en sangre.

Estudios más profundos han demostrado que incluso oler esta bebida puede generar cambios beneficiosos. Esto es especialmente cierto en pacientes que sufren demencia.

Claro está, en el equilibrio radican los buenos resultados. Por eso, tomar vino con moderación es la recomendación médica. Ahora bien, si se desea consumir el resveratrol sin tomar alcohol se pueden consumir otros alimentos. Por ejemplo, uvas, mantequilla con base de maní, arándanos o el chocolate.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese: